Continúa la tensión por la toma de Confluencia

El jueves se había generado un conflicto con los ocupantes mientras la Policía cumplía con el desalojo autorizado por la Justicia. A esta hora un grupo de personas regresó a los terrenos.

Foto: Lucas Jara



NEUQUÉN (ED) – Tras el enfrentamiento entre un grupo de personas que ocupaban unos terrenos en la calle Obreros Argentinos y la Policía provincial que cumplía con la orden de desalojo, la paz parece no llegar para los vecinos del barrio Confluencia.

Ayer durante el procedimiento, varias personas incluyendo menores fueron demorados por responder con piedras el accionar de los policías que ingresaron al predio para desmontar las casillas que se habían asentado.

El subsecretario de Seguridad, Gustavo Pereyra, descartó que la Unidad Especial de Policía (UESPO) haya hecho uso de la violencia para desalojar a las familias, y recordó que el pedido de para retirarlos fue hecho por el fiscal Marcelo Jara y emitido por el juez Diego Piedrabuena.

El funcionario explicó que “los demorados fueron en el marco de haber avanzado ya sobre el predio de la policía provincial, tirando bombas molotov, piedras, ocasionando daños a las instalaciones y serios riesgos para los policías que estaban allí”.

Todas las personas detenidas, incluyendo los menores sobre los que actuó la comisaría de menores, están en buen estado de salud y fueron liberados.

A esta hora y a menos de 24 horas de los acontecimientos, un grupo de personas volvió a la toma, por lo que los vecinos temen por nuevos enfrentamiento en caso de la que la Justicia vuelva a solicitar el desalojo de los terrenos que pertenecen al municipio neuquino.



DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here