Ruta 40, tan importante como descuidada

Una diputada neuquina le reclamó obras a Vialidad Nacional. La ruta es fundamental para varias provincias.

Ruta 40 Malargue-Buta Ranquil Foto Diario San Rafael ED



NEUQUÉN (ED). — La diputada provincial por la CC-ARI, Karina Montecinos, propuso que Vialidad Nacional informe el estado de avance de la obra de pavimentación de la Ruta Nacional 40, en el tramo entre la localidad de Bardas Blancas, en el Departamento de Malargüe, Mendoza, y el límite con la provincia de Neuquén. Lo hizo a través de un proyecto de resolución.

La legisladora fundamentó su inquietud, indicando que desde 1935, “ la mítica Ruta 40 con más de cinco mil kilómetros de longitud atraviesa la Argentina de norte a sur, recorriendo tres regiones turísticas (Cuyo, Patagonia, y el Norte) y once provincias. Circula paralela a la majestuosa Cordillera de los Andes, columna vertebral de la República Argentina. Su relevante e imponente recorrido brinda acceso a 14 Parques Nacionales, 26 Reservas y Parques Provinciales y 5 Patrimonios de la Humanidad”.

Sin embargo, a pesar de ser la principal ruta del país, y de incorporar partidas presupuestarias a nivel nacional todos los años, “restan terminar trabajos de pavimentación en los kilómetros que median entre la localidad de Bardas Blancas (departamento de Malargüe) y el límite con la provincia de Neuquén lo cual redundaría en importantes beneficios para nuestra zona norte, además de afianzar el turismo, y fortalecer vínculos sociales, culturales y económicos”

Montecinos indicó que finalizar ese tramo con el pavimento significaría la recuperación de lazos históricos de integración entre dos regiones, mejorar el intercambio comercial y productivo entre las provincias de Neuquén y Mendoza, y la circulación desde y hacia el yacimiento Vaca Muerta y la posible y futura obra de Portezuelo del Viento, entre otros.
Tener certezas sobre la factibilidad de la obra permitiría avanzar en otros proyectos de integración de circuitos turísticos, en los que también trabaja la diputada provincial, y en esa línea sostuvo que “la pavimentación de ese tramo lograría incrementar la afluencia de visitantes a nuestra provincia, generando un impacto económico y social muy positivo en la región”.

También recordó que “el tramo entre la ciudad de Malargüe en Mendoza, y el límite con Neuquén a la altura de Barrancas , ha estado abandonado por décadas. El mal estado del camino aisló el norte de Neuquén con la zona sur de la vecina provincia, dado que solamente se concretaron trabajos entre Chos Malal-Barrancas, y pese a que del lado mendocino se pavimentaron algunos kilómetros, hasta la fecha la ruta continúa siendo de ripio y presentando dificultades para ser transitada”, señaló la legisladora del CC-ARI.



1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here