El aumento del colectivo sumó rechazos por todos lados

Un concejal fustigó el “golpe al bolsillo” y dijo que la empresa ni siquiera ha respetado los protocolos.

Parada de colectivos en el centro neuquino Archivo Sebastián Puentes ED




NEUQUÉN (ED). — Además de sus virtudes, la capital neuquina tendrá uno de los pasajes de colectivo urbano más caros del país pero no necesariamente uno de los mejores. Un combo acompañado de la falta de control municipal, el estado de abandono de las unidades, la falta limpieza y frecuencias, donde muchas veces se amontona demasiada gente en los viajes.

La noticia del aumento que llevará de 43,17 a 61,20 pesos el boleto en la ciudad, cosechó infinidad de cuestionamientos de pasajeros (en las redes). También el que se hizo eco fue el concejal por el FIT, César Parra, quien dijo que el servicio de la ex Indalo (Autobuses Neuquén) es tan malo, que ni siquiera cumple los protocolos para evitar contagios de Covid-19.

“El aumento del 40% en el boleto urbano representa un golpe al bolsillo popular y un nuevo salto en los beneficios que reciben las empresas del sector que de ninguna manera pueden hablar de pérdidas”, acusó el dirigente del Partido Obrero (PO). Y agregó que “tanto la empresa como el gobierno municipal hablan de dos años difíciles para el transporte, pero sucede que la merma de pasajeros en la etapa de la cuarentena fue soportada por millonarios subsidios”.

La empresa recibe subsidios multimillonarios de Nación, Provincia y Municipio. Pero, según Parra, nunca respetó “los protocolos en la cantidad de pasajeros y no se incorporaron las unidades necesarias para mantener el distanciamiento”.

“Ya tenemos un aumento del boleto por encima de la pauta inflacionaria que fijó el presupuesto de la ciudad con un servicio que sigue siendo deficitario en cuanto a las frecuencias. Los que trabajan y viven en la ciudad deben soportar horas de espera; y los vecinos de los barrios, como la meseta, no tienen frecuencias acordes para la vida laboral”, señaló.

“El aumento debe ser congelado y proceder a una auditoria de los costos reales de las empresas”, completó.



DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here