Femicidio de Guadalupe: le pidieron la renuncia al fiscal

La concentración, una de las más grande que se vio en la localidad, se organizó este miércoles en el lugar del crimen, en la avenida Arrayanes.

La marcha por Guadalupe conmovió a toda la provincia. Foto Fernando Fal Sanmartinadiario



NEUQUÉN (NA-ED) — Más de 200 vecinos y vecinas Villa la Angostura marcharon hoy por las calles del centro para reclamar Justicia por el femicidio de Guadalupe Curual y le pidieron la renuncia al fiscal del caso.

La concentración, una de las más grande que se vio en la localidad, se organizó este miércoles en el lugar del crimen, en la avenida Arrayanes, sobre la céntrica plaza San Martín y tendrá su rebote en la capital neuquina cerca de las 18.

En Villa La Angostura, uno de los puntos de la marcha fue la comisaría, ubicada a dos cuadras y media del lugar donde Bautista Quintriqueo asesinó a Guadalupe, la joven de 20 años que era madre de una beba de apenas un año.

El caso quedó a cargo del fiscal Adrián De Lillo, del Juzgado Multifueros de Villa La Angostura, a quien las personas que se manifestaron, en su mayoría mujeres, le reclamaron la renuncia y le pidieron explicaciones por lo ocurrido.

“Son hechos atroces. Merecen la máxima atención por parte nuestra. Desde anoche se están tomando medidas”, señaló este miércoles el funcionario judicial en declaraciones a la prensa y ante la manifestación.

El femicida, según informó el fiscal, permanecía internado, a la espera de la autorización médica para poder avanzar con la notificación de la formulación de cargos y con el pedido de prisión preventiva.

Sin embargo, la gente que se movilizó sospechaba que al acusado lo tenían alojado en la comisaría.

“Entre los elementos que estamos reuniendo tenemos las actuaciones del juzgado de familia, pero no llegó al fuero penal”, añadió el fiscal.

En medio de la conferencia, las personas interrumpían a los gritos al fiscal al que le reclamaban el no haber hecho nada para evitar el femicidio y también le preguntaban por el lugar al que trasladaron al acusado, a lo que el fiscal respondió que estaba en el hospital.

De Lillo intentó explicar qué se está haciendo en la investigación, pero la gente le pidió explicaciones con respecto a por qué no se hizo nada antes: “¿Qué falló para que Guadalupe esté muerta?”, gritaban.

En medio de los insultos al fiscal, las manifestantes dijeron que la víctima había realizado tres denuncias por violencia de género, y le pidieron enfáticamente la renuncia: “Hacete cargo de lo que pasó, renunciá ya”.



DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here