El vacunagate es “una profunda inmoralidad”

Democracia Cristiana se expresó sobre el escándalo que hizo que Ginés González García se convirtiera en ex ministro.

Afiche de Democracia Cristiana Foto Sebastián Puentes ED



NEUQUÉN (ED). — El Partido Demócrata Cristiano de Neuquén expresó su “más enérgico repudio a los acontecimientos de público conocimiento en los que se ha verificado que personas vinculadas al Gobierno Nacional y/o con influencias en las altas esferas del poder, han recibido la aplicación de vacunas contra Covid-19, violentando el orden de prioridad establecido por la normativa dispuesta por las propias autoridades”, dijeron.

“Es de una profunda inmoralidad la actitud de quienes autorizaron la vacunación y de quienes la recibieron, en un contexto de suma tragedia nacional en el que se han verificado más de 50.000 fallecimientos por esta enfermedad”, agregaron sobre el vacunagate que quedó al descubierto tras la confesión pública del periodista Horacio Verbitsky, quien consiguió la vacuna por gestiones se su amigo (así lo llamó) y ahora ex ministro de Salud, Ginés González García.

“Estas acciones no hacen más que ensanchar la brecha de desconfianza y rechazo que tiene la población hacia sus representantes. Es por ello que instamos a las autoridades a extremar los controles de cumplimiento de las medidas sanitarias, de manera de garantizar que la vacuna llegue con prioridad a los sectores más vulnerables de la población”, enunció el partido que preside Gastón Sobisch y que tiene como principal referente a su padre y ex gobernador, Jorge Sobisch.

Además de Gastón, el comunicado también lo firmaron otros dirigentes; entre ellos el diputado provincial Carlos Coggiola, la concejal capitalina Nadia Márquez y el concejal de Senillosa Marcial Durán.

El presidente de Democracia Cristiana en Neuquén, Gastón Sobisch Foto ED


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here