All Blacks trató de despertar, pero era el día Puma

La Selección argentina de rugby le ganó por primera vez. Fue 25 a 15 en el Tres Naciones.

Los Pumas y una victoria histórica Foto Twitter ED



BUENOS AIRES (NA) — La Selección argentina de rugby, Los Pumas, logró hoy un triunfo histórico al vencer por primera vez a Nueva Zelanda, los tremendos All Blacks, por 25 a 15 a en el partido disputado en Sydney, por la segunda fecha del “Tres Naciones”.

El conjunto argentino se fue con ventaja en el primer tiempo por 16 a 3, y tuvo en el apertura Nicolás Sánchez a su mejor hombre, ya que convirtió todos los tantos del equipo, incluso un try, una conversión y seis penales.

Esta es la primera vez que Argentina derrota a Nueva Zelanda, ya que de los anteriores 29 partidos había perdido 28 y empató uno, en 1985 en la cancha de Ferro por 21-21.

Antes del debut en el torneo, Argentina había disputado su último partido el 9 de octubre del año pasado en el Mundial de Japón 2019 frente a los Estados Unidos, en lo que fue el cierre de la fase de grupos que el equipo no pudo superar, pero que terminó con una victoria ante los norteamericanos por 47-17.

En la próxima fecha, el sábado venidero, Los Pumas se medirán con Australia, que en la jornada anterior había derrotado a Nueva Zelanda (24-22).

Erráticos, sobrepasados, sin encontrarle la vuelta a esos hombres de celeste y blanco que estaban enfrente y tackleaban todo lo que pasaba cerca, así estuvieron los All Blacks, pero no sólo por errores propios, sino porque Los Pumas los obligaron a eso.

Para la segunda mitad los All Blacks salieron a emparejar las acciones, pero siguieron haciendo penales y Sánchez aventajó a la Argentina con otra patada.

Las formaciones móviles fueron el punto más firme de Los Pumas, además del tackle, porque siempre el jugador que tenía la pelota tuvo el apoyo de dos y hasta tres compañeros, que se doblegaron en el control de la pelota, pero sobre todo en la recuperación, en donde Matera fue el punta de lanza en ese sentido.

Una tremenda patada de mitad de cancha de Sánchez, cuando faltaban menos de 10 minutos, llevó el marcador a un 25-10 que ya, por lo que se veía, era irremontable.

Las lágrima de Mario Ledesma en la cabina desde donde seguía el partido y las de Julián Montoya al costado de la cancha, tras ser reemplazado, presagiaron algo que terminó siendo histórico.

El try final de Mo unga terminó hasta siendo una anécdota, porque el resultado ya estaba sellado.

Los Pumas y una victoria histórica Foto Twitter ED


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here