Asentamientos neuquinos más cerca de los servicios

El proyecto presentado en la Legislatura por el diputado Mariano Mansilla beneficiaría a usuarios y prestadoras.

Archivo Neuquén Foto ED



NEUQUÉN (ED) — Para cambiar la realidad de muchas familias neuquinas que aún no acceden a los servicios básicos y garantizar su derecho constitucional, el Frente de Todos presentó un proyecto de Ley en la Legislatura.

La propuesta propone avanzar aún cuando los asentamientos no reúnan las condiciones jurídicas necesarias actuales, por ejemplo sin depender de una expropiación o tenencia regularizada de la tierra, lo que agilizará los tiempos.

La iniciativa faculta a los organismos provinciales y municipales a la emisión de los visados y autorizaciones  de obra correspondientes para regularizar el acceso a los servicios públicos de agua potable, energía eléctrica, gas natural, televisión por cable, telefonía e internet, en aquellos barrios populares que no reúnen las condiciones jurídicas necesarias actuales.

Según explicó esta mañana en comunicación con radio Calf, el diputado Mariano Mansilla, “la instalación de los servicios no implica un reconocimiento de propiedad o posesión” y tampoco dirime los pleitos suscitados por los derechos sobre el inmueble, sean fiscales o de particulares.

“Nosotros pretendemos jerarquizar los derechos constitucionales de acceso a los servicios y no esperar a que la tierra sea regularizada, dado que son trámites que pueden llevar muchos años”, aclaró el funcionario.

De acuerdo a Mansilla, es “inadmisible” la situación actual de la provincia, ya que a pesar de las disposiciones incorporadas en los Tratados y Convenciones Internacionales sobre Derechos Humanos y las constituciones provincial y Nacional, hay personas sin red de agua y enganchadas a la luz, “sometidos al riesgo permanente de accidentes, que más de una vez, terminamos lamentando resultados fatales”.

Asimismo, para el impulsor de la medida, la regularización de los servicios básicos también beneficiaría a las empresas prestadoras de servicio. “Por ejemplo, Calf tiene 20 mil familias colgadas que quieren pagar su medidor y que no les instalan la luz correctamente, porque no está permitido por la municipalidad. Creo que esto va a ayudar a las prestadoras y va a hacer realidad el Derecho”, comentó Mansilla.

El proyecto es la continuidad de una ordenanza impulsada por Mansilla cuando era secretario de Gobierno de Martín Farizano. En aquella oportunidad, se aprobó la emergencia habitacional por un año en la ciudad de Neuquén, lo que habilitó a regularizar los servicios de casi 80 asentamientos, que hoy son barrios.



DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here