De las formas al fondo

Opinión por Francisco Sánchez - Diputado nacional de Juntos por el Cambio.

Archivo Sesión de la Cámara de Diputados Foto NA



Lo ocurrido en el Congreso entre el 1 y el 2 de septiembre pasados es, además de un nuevo capítulo de soberbia, un mensaje explícito que algunos aún no han podido leer, escuchar o ver.

El despojo de las reglas, en este caso, de las formas, del escenario de la democracia es ni más ni menos que la niebla para intentar ocultar los movimientos que a la luz del día (otros tiempos de nuestro país) pondrían los pelos de punta de cualquier argentino.

Las formas que algunos tratan de eliminar responden a un compendio de reglas que ordenan los procedimientos, basados en horas y años de estudio, en la práctica, en el conocimiento; pero como decía anteriormente, la anomia constituye un acto de soberbia.

Y ésta a su vez, no es más que la subestimación de quienes crean las normas y de quienes las acatamos.

Si los diputados acordamos y consensuamos un protocolo de funcionamiento en base a la realidad excepcional del momento, basados en una cuarentena, cuya existencia el mismo presidente Alberto Fernández niega, con una fecha de vencimiento, y esa fecha ya pasó estamos en la obligación de rediscutir las variables para generar un nuevo conjunto de normas.

Y en esa nimiedad, tal como quiso hacer aparecer Sergio Massa, apoyado con los más disparatados intentos de argumentación de un abroquelado Frente de Todos y sus adláteres, está la muestra de por qué las reglas que los ciudadanos de bien creemos que hay que respetar.

En nombre de la necesidad de una emergencia turística, causada por la cuarentena que impusieron en marzo, intentaron atropellar una institución centenaria y la decisión de millones de argentinos que nos votaron para estar en nuestras bancas.

Una acción psicopática que expone el gobierno frente a todos.

Las formas que se subestiman son también las que marcan el camino a usurpadores, a ladrones, a asesinos, a los jueces amigos de la doctrina zafaronista, entre otros. Las formas son las bases de muchas otras normas que nos rigen.

Estemos alertas, tal vez estén pergeñando nuevas formas de libertad. Una libertad sin forma y con fondo oscuro.



DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here