Monzani defendió la infraestructura de la ciudad

El concejal de Juntos por el Cambio-UCR defendió la gestión municipal anterior, expresando que las planificaciones se realizan en función a los registros medios de lluvia, no a los picos del cambio climático.

Archivo arroyo Durán Foto ED



NEUQUÉN (ED) — En el marco de la lluvia que, en menos de dos días, logró poner en jaque la infraestructura pluvioaluvional de la ciudad, el concejal de Juntos por el Cambio-UCR, Guillermo Monzani, defendió la anterior gestión municipal de la que fue parte, expresando que las planificaciones se realizan en función de los registros medios de precipitaciones habituales, no para los picos del cambio climático.

“No hay obra que alcance”, postuló Monzani y ejemplificó: “Se habla mucho del Maldonado en la ciudad de Buenos Aires, donde hay un régimen pluvial de mil milímetros. Si te llueven 700 u 800 en tres días, no hay Maldonado que alcance, porque las ciudades no están diseñadas para los picos, realmente sería muy costoso”, dijo en comunicación con AM 550. Además, recordó que cuando se inundó Neuquén en el 2014, cayeron 268 milímetros de agua en tres días, cuando la media anual es de 170.

“Cuando se producen estos golpes de lluvia muy intensos en poco tiempo, se complica. Esto sucede acá y en todos lados, es a nivel global”, argumentó el concejal y detalló que en Neuquén, desde su incorporación al Ejecutivo en 2001, se realizaron múltiples obras pluviales, que no han sido suficiente dado que el ritmo de crecimiento poblacional en la ciudad fue profundamente acelerado: “fijate hacia el oeste, creció cuatro o cinco veces”, señaló.

Asimismo, recordó la obra del canal Huiliches, “la cuidad ya estaba trazada, tuve que hacer un canal que arrancaba en la intersección de Fray Luis Beltrán y Bejarano, que iba por Solalique, cruzaba la ruta, después iba por Violeta Parra, cruzaba las vías y se iba prácticamente hasta la cancha de Boca, y de ahí iba con dos pluviales inmensos a la zona de Melipal”. También recordó las obras en el sistema pluvioaluvional de Rodhe y, más recientemente, el canal Racedo, en San Lorenzo Norte.

Para Monzani, la incorporación de canales a cielo abierto permitieron identificar las obturaciones durante los días de tormenta, por lo que fue pertinente transformar el concepto del canal entubado en las calles 12 de septiembre y Saavedra.

Respecto a las obras aún pendientes, el concejal afirmó que se realizó un gran avance sobre el arroyo Durán, pero que “todavía queda una zona muy compleja, que es entre la alcantarilla de Olascoaga hasta la Río Negro. Allí el canal se angosta, falta todo ese tramo, que haría que el canal lleve todo su volumen de agua. Terminando eso va a mejorar mucho”, analizó.



DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here